Fomento reúne a las asociaciones de taxistas para comentar los datos del Plan de Inspección de Transportes de 2018

Fedetaxi se muestra preocupada por la alta tasa de infracciones de las VTC y reitera la necesidad de que se tramite la Ley que prometió el Ministro Ábalos para aumentar las sanciones e inmovilizar a los vehículos infractores

Representantes de la organización representativa de los taxistas de España, Fedetaxi, se han reunido en la mañana de hoy con la Subdirectora General de Inspección de los Transportes del Ministerio de Fomento, Alicia Rubio, para recibir y comentar los datos sobre la ejecución del Plan de Inspección de Transportes del pasado ejercicio 2018.

La reunión se enmarca en la línea de trabajo mantenida con Fomento en relación a la situación del sector del taxi y las medidas de incremento de la inspección que la administración central viene practicando.

Los datos de 2018 arrojan un alarmante incremento de casi el doble de infracciones en los servicios VTC, pasando de 1.804 expedientes sancionadores resueltos en 2017 a 3.256 en 2018 sobre empresas y vehículos de VTC.

Por otro lado, la campaña especial de control de plataformas digitales de transporte de viajeros ofrece un resultado sostenido de 1.874 denuncias en 2018 por 1.854 practicadas en 2017, sobre un número muy bajo de inspecciones que este año 2018 se ha reducido a solo 119 actuaciones de los funcionarios inspectores.

Los representantes de Fedetaxi han transmitido a Fomento su preocupación ante la alta tasa de infracciones por parte de los vehículos VTC, máxime teniendo en cuenta que se realizan millones de servicios y solo se inspeccionan entre Estado y Comunidades Autónomas apenas un 0,5% de los mismos, resultando tasas de infracciones en torno al 40%.

Esto denota que se desprecia absolutamente el cumplimiento de la legislación y la extrapolación de infracciones a empresas como Uber y Cabify hacen ver que el modelo de negocio de estas plataformas se basa, presuntamente, en la infracción sistemática del ordenamiento jurídico.

Los taxistas reiteraron su petición de reformar la ley de transportes para suspender o retirar, al menos por un año, las autorizaciones y vehículos reincidentes en su conducta infractora a la normativa de transportes; principalmente captar clientes de manera ilegal por parte de las VTCs, tanto en paradas clandestinas como sin tener en regla las perceptivas hojas de ruta de los servicios.

En este sentido, el Ministro de Fomento ya manifestó en octubre de 2018 que se encuentra en trámite un Anteproyecto de ley para el endurecimiento de dicha norma. Pero lo cierto es que “nada se sabe por parte del sector sobre estos cambios legales que parecen estar paralizados o no llegar nunca”, señaló Miguel Ángel Leal, presidente de Fedetaxi.

Últimas noticias