Fedetaxi exige a Ábalos que cumpla con el régimen sancionador de VTC aprobado por decreto

Los taxistas piden que el Ministerio de Fomento recupere la tramitación de la reforma de la Ley de Ordenación de los Transportes, que quedó paralizada por las convocatorias electorales

La organización mayoritaria del taxi, afronta los nuevos Retos del Taxi para 2020. Una vez encauzadas en 2019 numerosas medidas procompetitivas que pidió FEDETAXI a las principales Comunidades Autónomas -como la regulación de unas tarifas que permitan ofrecer precios cerrados y con antelación a los usuarios-, los taxistas van a priorizar la solicitud al nuevo Ejecutivo de que regule a nivel estatal los tipos infractores de las VTC y la retirada de dichas autorizaciones a las empresas que sean reincidentes en las infracciones, que según datos de las CC.AA, el año pasado han alcanzado una tasa del 25% de los controles realizados por los cuerpos de inspección de transportes terrestres, lo que refleja que su modelo de negocio se sustenta en la infracción legal sistemática.

El Real Decreto-Ley 13/2018, de 28 de septiembre, conocido como Decreto Ábalos, que derivaba la regulación de las condiciones de explotación de las VTC a las Comunidades Autónomas y Ayuntamientos, se obligaba en una de sus disposiciones adicionales a que “en el plazo de seis meses desde la entrada en vigor de este real decreto-ley, el Gobierno presentará a las Cortes Generales un proyecto de ley de modificación del régimen de infracciones y sanciones contenido en la Ley 16/1987, de 30 de julio, de Ordenación de los Transportes Terrestres” para “adecuar el régimen sancionador a las condiciones de prestación de los servicios de arrendamiento de vehículos con conductor establecidas en este real decreto-ley y podrá incrementar las sanciones previstas cuando tales servicios se presten en un ámbito territorial distinto al que corresponda o incumpliendo las limitaciones relativas a la prestación habitual del servicio en el territorio en que esté domiciliada la autorización, a la comunicación por vía electrónica de los datos relativos al registro de los servicios o a la recogida de clientes que no hayan contratado previamente el servicio.”

Pese a que a finales de 2018 el Gobierno comenzó la redacción de un proyecto de Ley, en el que también incluía la retirada de las autorizaciones VTC por reiteración en las infracciones, dicho proyecto quedó paralizado y hasta la fecha no ha sido recuperado en modo alguno, sin que se hayan ofrecido explicaciones satisfactorias a los taxistas sobre el abandono de dicha reforma legal, que es muy necesaria para la convivencia ordenada de los sectores del taxi y la VTC que declaraba perseguir el Decreto-Ley aprobado en la pasada legislatura.

“El sector del taxi espera que el Ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, recupere de inmediato la tramitación el proyecto de ley sobre infracciones de VTC que ahora mismo está durmiendo en un cajón del ministerio” señaló el vicepresidente de FEDETAXI, Miguel Ruano, que se mostró preocupado “por la retirada del Gobierno en un frente que sigue abierto a la vista de la alta tasa de infracciones detectadas en los servicios de VTC y que o bien compensan a estas empresas o bien quedan impunes”.

Últimas noticias