Un taxista de Perú ayuda a estabilizar a personas con la Covid-19 mediante oxígeno portátil

Amir Cotrinas Sánchez es un taxista trujillano que ayudó a más de 30 personas que estaban infectados con el nuevo coronavirus y que les faltaba el aire. Ellos pudieron estabilizarse gracias al oxígeno portátil que él lleva en su vehículo

Ante el colapso de hospitalario debido al incremento de casos positivos de la COVID-19 en La Libertadel oxígeno se ha convertido en un insumo indispensable para salvar vidas; no solo dentro de los hospitales, también fuera de ellos.

Amir Cotrinas Sánchez es un taxista trujillano que gracias al oxígeno de mano que lleva en su vehículo ha logrado estabilizar a varias personas que necesitaban con urgencia de este insumo.

En diálogo con RPP Noticias, el joven taxista comentó que todo empezó como una medida de prevención debido al aumento de casos del nuevo coronavirus en Trujillo y al ver personas que fallecían dentro de los vehículos. Una vez le tocó auxiliar a un pasajero que iba camino a un hospital, y desde ese momento no paró de brindar su apoyo a todo aquel que lo requiera.

“Un pasajero subió con problemas respiratorios y no lo querían atender en un hospital. En el transcurso hacia otro establecimiento el señor empezó a toser y se ahogaba. Yo le dije tome este balón de oxígeno y se pudo estabilizar”, contó.

A sus 37 años, Amir es padre de tres hijos. Comenta que todos los días tiene una historia distinta qué contar a su familia, debido que ahora lo llaman para apoyar casos urgentes de personas que necesitan de oxígeno.

En este tiempo ha logrado apoyar a un promedio de 38 personas, usuarios de taxi y gente en la calle. Algunos colegas taxistas también lo llaman cuando necesitan de su ayuda, la que brinda sin nada a cambio.

“Muchas personas a las que he ayudado me llaman para orar, y yo los visito en su vivienda cuando ya están recuperados”, comenta.

Amir Cotrinas cuenta que estudió la carrera técnica de electrónica, pero la ejerció solo algunos años. También trabajó en un restaurante, pero hace siete años se dedica al transporte de pasajeros, profesión que le ha permitido ayudar en estos momentos difíciles de pandemia.

Ahora lleva hasta cuatro balones de oxígeno medicinal de emergencia en su unidad. Incluso, ahora hay personas que se lo compran, pero él resalta que su intención no es comercial sino de solidaridad.

“Es un balón que tiene 8 litros de aire comprimido y ayuda a estabilizar a la persona que le falta el aire, esto puede utilizarse cuando uno está camino a un hospital o pasando una emergencia, agregó.

En Trujillo, la falta de oxígeno medicinal para pacientes con la COVID-19 es latente. Familiares pasan noches y días enteros en la calle para poder recargar sus balones y llevarlos a sus pacientes en sus casas, debido a la falta de camas hospitalarias.

RPP Noticias

Últimas noticias

Call Now Button