La Asociación Gremial del Taxi de Madrid (AGATM), declarada en concurso necesario de acreedores

El magistrado ratifica así el fallo emitido el pasado mes de abril

gremial taxi

La Asociación Gremial del Taxi de Madrid (AGATM) ha sido declarada en concurso necesario de acreedores. Así lo ha fallado el titular del Juzgado de lo Mercantil número 11 de Madrid. El auto, al que ha tenido acceso EL ESPAÑOL-Invertia, nombra también administradora concursal, suspendiendo así «las facultades de administración» por parte del actual equipo directivo.

Ratifica así el fallo emitido el pasado 25 de abril cuando ya falló el concurso para la Gremial. Sin embargo, en dicho auto daba la opción de oponerse a la Asociación, y le daba la oportunidad de presentar la documentación que acreditara su viabilidad. Algo que, a la vista del resultado, no ha conseguido.

La declaración llega después de que un grupo de asociados al que se le adeudan más de 100.000 euros por los servicios prestados a través de la radioemisora instaran el concurso de acreedores. Aunque la dirección liderada por Alberto de la Fuente Miñambres ha tratado de demostrar la viabilidad de las cuentas y las garantías de pagos, el magistrado considera que la solvencia de la asociación no está asegurada.

En concreto, los letrados de la Gremial defendían que está al día en los pagos a Hacienda y Seguridad Social, así como que existe una oferta vinculante de compra por el inmueble que ocupa la asociación en Madrid. No sólo eso, también que todavía debe cobrar 500.000 euros por la venta de dos plantas en 2019 del susodicho edificio, que adeuda el Grupo LALALA.

Sin embargo, el magistrado asegura que «la existencia de certificados de la AEAT, TGSS y del Banco de España no determinan la situación de solvencia de la Asociación Gremial del Auto-Taxi de Madrid». Además, considera que «la existencia de una oferta vinculante de compra del inmueble y el certificado de la deuda actual que mantiene el Grupo LALALA tampoco acreditan la solvencia de la entidad».

Pruebas

A su juicio, «dichos documentos no constituyen prueba suficiente de la efectiva entrada de recursos líquidos en la compañía, ni la fecha en que se producirían y por tanto es insuficiente para […] afrontar con regularidad el cumplimiento de las obligaciones exigibles».

Unido a todo lo anterior, del análisis de las cuentas a 31 de agosto de 2023, el principal acreedor de la Asociación Gremial del Taxi tiene un saldo pendiente de pago de 728.834 euros, según un informe pericial presentado durante los trámites.

El mismo documento asegura que el activo corriente ha disminuido en 694.000 euros respecto a 2021. No sólo eso, es que la deuda del organismo superaría los dos millones de euros.

Los abogados de la Gremial del Taxi intentaron también demostrar que los acreedores que habían solicitado la declaración no eran deudores de la compañía. Sin embargo, el juez asegura probado que existen deudas con ellos y que, por tanto, hay una «pluralidad de acreedores».

Una de las condiciones necesarias para que exista un concurso de acreedores como el que ha ratificado el magistrado.

Lo que sí deniega a los demandantes el juez es que los actuales gestores hayan procedido a una «liquidación apresurada» del inmueble que ocupa la Asociación Gremial del Taxi ya que no hay «prueba documental de la existencia de una liquidación ruinosa de los bienes del deudor».

Remitido

El fallo emitido por el juez y que ha sido ya remitido a las partes es recurrible ante la Audiencia Provincial. Sin embargo, no tiene efectos suspensorios. Es decir, el administrador concursal deberá tomar posesión de la administración de la Gremial en los próximos días.

El varapalo judicial para la Gremial llega a pocos días de que se celebren elecciones a la Junta Directiva. Serán el próximo domingo día 12. El actual presidente, Alberto de la Fuente Miñambres, se presenta a la reelección. Se enfrentará a José María Saavedra, actual tesorero de la Asociación y que opta ahora a la presidencia a través de su propia candidatura.

Hay otros dos candidatos más: Antonio Hernández Pombo, que ya estuvo en la Federación Profesional del Taxi y Ángel Julio Mejía, que ya fue en su momento vicepresidente de la AGATM.

El Español

Últimas noticias

Call Now Button