Radio Taxi y Visual Think vuelven a ganar el concurso para desplazar al personal de la Conselleria de Movilidad de Valencia

Las empresas Radio Taxi y Visual Think Labs han vuelto a adjudicarse el contrato para el desplazamiento del personal de la Conselleria de Obras Públicas, Política Territorial y Movilidad. Un concurso que en 2019 generó cierta polémica porque por primera vez este departamento incluía la posibilidad de que empresas de vehículos con conductor (VTC) pudieran presentar ofertas. Hasta ese momento solo estaba abierto al taxi.

Con un presupuesto base de 37.878,24 euros y un plazo de ejecución de 24 meses, el contrato tiene como objetivo la prestación del servicio de taxi y/o vehículo con conductor con el fin de cubrir las necesidades de transporte y locomoción del personal dependiente de la Conselleria tanto personal empleado público como titulares de órganos superiores de nivel administrativo y directivo. Estaba divido en dos lotes: uno para empresas del sector del taxi y un segundo para las VTC.

Según explica la Conselleria que dirige Arcadi España, la flota actual de vehículos y personal conductor que dispone «no satisface las necesidades de desplazamiento del personal», por lo que por «razones de eficacia y eficiencia», considera necesario contratar un servicio que cubra las necesidades esporádicas e inaplazables de traslado resultantes del desarrollo de las funciones administrativas, señalan en la memoria que justifica el contrato.

En concreto, Radio Taxi se ha impuesto a otras dos ofertas y se ha adjudicado el lote del taxi, mientras que Visual Think Labs ha ganado a otra propuesta el de VTC. Esta empresa, con sede en Gijón (Asturias) está dedicada a los servicios de movilidad por todo el territorio nacional e internacional a través de la plataforma MoviTaxi con una gran variedad de servicios de transporte de personas en Taxi y VTC. Pero también ofrece soluciones de movilidad: en mini-van o vehículos adaptados.

Entre los requisitos que exigía la Conselleria estaban la obligatoriedad de que los vehículos fueran identificados por su matrícula, debiendo además incorporar los distintivos de taxi o de VTC de manera que permita su identificación. La antigüedad del turismo que prestara el servicio no podía exceder, con carácter general, los diez años contados desde su primera matriculación, mientras que para vehículos eléctricos o adaptados a personas con diversidad funcional no debía sobrepasar los doce años.

También se exigía que los vehículos puestos a disposición debían estar en perfectas condiciones de conservación, aire acondicionado/calefacción, así como cualquier sistema de comunicación que permita su localización inmediata. El pliego también contemplaba la exigencia de que dispongan de sistema de navegación y posibilidad de expedir tiquet con número de licencia, NIF, importe, fecha, origen de destino del viaje.

En cuanto a las tarifas, en el caso del taxi se aplicarán las aprobadas por la Conselleria, mientras que en el caso de la empresa de VTC se aplicarán sus precios.

Valencia Plaza

Últimas noticias

Call Now Button